Principios de entrenamiento y un año entero de dedicación

Tanto los que leéis este blog desde el principio como si os sumáis ahora sabréis que soy un enamorado de los principios de entrenamiento. Sí, esa base teórica que nos sirve para mejorar nuestra condición física, nuestra estado de forma y preservar de nuestra salud… pero hay algo más!!! Encuentro un gran paralelismo entre estos principios y los logros de metas y objetivos personales y laborales.

A principios de septiembre hizo un año que llegué a Málaga para arrancar con la última propuesta laboral que había aceptado… la mucha incertidumbre inicial se ha convertido en alegrías y muchos motivos para celebrar muchas cosas (aunque no suela hacerlo 🙂 ) Como he/hemos llegado hasta aquí sólo lo sabemos los que lo hemos vivido, pero haré un breve resumen con ciertos paralelismos. Volviendo a los principios del entrenamiento… están muy presentes en este año y en mi día a día y los considero la clave para haber llegado hasta aquí!

El primero de todos es el PRINCIPIO DE CONTINUIDAD. Todos los días toca salir a entrenar (trabajar), con una carga u otra, llueva o haga mal tiempo, con alegría o problemas pero siempre con la mejor cara… contra todo. Es algo imparable, sí o sí, toca salir!

PRINCIPIO DE PROGRESIÓN. Como es normal he/hemos ido de menos a más. Poco a poco nos asentamos y trabajamos como bloque. El tiempo y la insistencia sobre los valores internos de un equipo han dejado como fruto grandes momentos.

PRINCIPIO DE VARIEDAD. Hacer siempre lo mismo cansa y aburre a cualquiera. La variedad aporta diversión, sorprende, nos saca de la monotonía y nos evita repetir… Lo hemos hecho en la manera de comunicar y de relacionarnos tanto entre nosotros como con los clientes.

PRINCIPIO DE PERIODIZACIÓN. A pesar de la escasez de tiempo y las dificultades del día a día, nos hemos sentado, hemos valorado todo lo que teníamos delante, hemos planteado opciones y nos hemos decidido por lo que creíamos más conveniente: seguir el plan trazado y de acuerdo con las bases y filosofía propias de la empresa.

PRINCIPIO DE PARTICIPACIÓN ACTIVA. Desde el primer día, y algo que ya traía de etapas anteriores, estaba convencido que hacer parte del proceso a los miembros del equipo es la clave de todo éxito. No cerrarse a patrones pre fijados y buscar saber elegir la mejor en cada situación. Intentar expresar con claridad las ideas y necesidades del momento para que cada uno sepa dónde está y qué debe hacer.

PRINCIPIO DE UNIDAD FUNCIONAL (otro de mis preferidos!) Sí, el TODO es MÁS Y MEJOR QUE LA SUMA DE LAS PARTES!!! Mi idea de trabajo en equipo huye del ser equipo por trabajar bajo el mismo techo. Rechaza la idea de ser diciendo en lugar de HACIENDO!

 

FELIZ CUMPLE A LOS DEL 1ER AÑO!!! 🙂

Por muchos motivos quiero aprovechar esta entrada (y teniendo en cuenta que hace mucho que no escribo, tiene mucho valor) para FELICITAR a TOD@S los que desde el primer día han estado ahí! Los que se han levantado cada día con ganas de dar lo mejor, aprender, de mejorar las relaciones con sus compañeros, de corregir los errores, los que han dejado su ego de lado para mejorar su empatía, los que han asumido una crítica y no han hecho de ella una pataleta y, sobretodo, a los que han sido capaces de esforzarse un año entero, algo tan fugaz cuando echas la vista atrás y tan largo cuando miras adelante… ¡SOIS MUY GRANDES, así que GRACIAS! No es fácil vivir presionado bajo la intensidad de ser el primero, muchos se quedan por el camino, la presión pesa y la inmensa mayoría se conforman con no pensar en nada de todo esto, con ser los segundos, terceros o del montón sin más… Llevamos mucho tiempo queriendo ser los Nº1. Ese es el primer paso para alcanzar esa posición… ser uno más no va conmigo 🙂

be different!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *