No quería ser yo el que comentara algo al respecto

Los que me seguís y habéis leído el blog (algo que os recomiendo si no lo habéis hecho todavía) habéis visto o veréis que no suelo redirigir mis entradas a otros artículos que puedo, como todo el mundo, encontrar en internet. Me gusta redactar directamente lo que pienso o lo que he ido aprendiendo con el tiempo. Me hace sentir que aporto mi pequeño granito de arena hacia la activación de la sociedad para realizar algo de actividad física y conseguir de esa manera una sociedad concienciada y respetuosa con su salud, más que con la imagen.

Pero en esta ocasión, y por primera vez, es diferente. Llevo mucho tiempo, desde que las vi la campaña de marketing y venta, en el centro de fitness del que soy cliente habitual (¡que no fidelizado!), deseando escribir algo al respecto… pero la verdad, no me parecía ético hablar de algo que no he podido constatar, ni pensaba dedicar mucho tiempo a ello. Sin embargo si que he preguntado y escuchado a todo al que se la he visto puesta y me han sorprendido sus respuestas…

Es por eso que os dejo el enlace (pincha en el título) y vosotros mismos opinar al respecto.

El poder de sugestión y el efecto placebo para bien de muchos EXISTE!!!

Un comentario en “No quería ser yo el que comentara algo al respecto”

  1. Gracias Pedro, ya no soy yo el idiota que no se lo cree.
    Nosotros podemos inventar el Modecorpo, que sera un anillo superpopifortificante….
    Aqui el mas tonto fabrica relojes

    By Manuel Martín Olvera

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *